Prologo



Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse mattis blandit justo, at aliquam ante semper luctus. Quisque eget magna ac urna tempus feugiat. Ut id nunc id ante ultricies mollis. Nunc dignissim nisi vel lacus imperdiet sagittis. Cras id quam ante. Vestibulum eu posuere libero. Proin ut dignissim nulla. Morbi nisl neque, hendrerit et ipsum ac, sollicitudin laoreet est. Donec nec est erat. Mauris est dolor, tempus ac varius ut, vehicula ac ante. Cras in tincidunt mauris. Aenean in est nisl. Etiam a mauris sed risus laoreet molestie. Vestibulum faucibus erat sit amet odio cursus fermentum. Mauris et quam ut est tincidunt pulvinar ornare volutpat ipsum. Sed molestie leo vel eros placerat, at convallis enim sollicitudin. Donec sed ultricies orci.



Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Reencuentro ║ Adam
Miér Jun 19, 2013 12:47 am por Amanda L. Dawson

» Stay for a while [ Svetlana ]
Lun Jun 10, 2013 2:39 pm por Lovisa Hellberg

» #Registro de PB
Dom Jun 09, 2013 4:22 pm por Liam Lébedev

» #Registro de Identidad
Dom Jun 09, 2013 4:19 pm por Liam Lébedev

» #Registro de Facultad y Carrera
Dom Jun 09, 2013 4:19 pm por Liam Lébedev

» #Registro de Fraternidad
Dom Jun 09, 2013 4:19 pm por Liam Lébedev

» ¡Pide Rol!
Dom Jun 09, 2013 9:15 am por Kirsten Dürren

» @AMPROCK°
Jue Jun 06, 2013 9:48 pm por Adam Phoenix

» Cerveza gratis [1-1]
Jue Jun 06, 2013 9:40 pm por Adam Phoenix

Administración



NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL

NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL

NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL

NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL



El tiempo




¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 38 el Vie Oct 28, 2016 11:46 am.
Créditos



Todos los derechos reservados bajo la propiedad de creative commons.
Historia y descripción de grupos a cargo de ALIDEY D. PAIKANOVA.
Skin & gráficos diseñados por LISSET I. PAIKANOVA.
PERSONAJES CANON CREADOS POR SASCHA E. NOLVAK.



Afiliados


Titulo aquí
I
II
III
IV
V
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse mattis blandit justo, at aliquam ante semper luctus. Quisque eget magna ac urna tempus feugiat. Ut id nunc id ante ultricies mollis. Nunc dignissim nisi vel lacus imperdiet sagittis. Cras id quam ante. Vestibulum eu posuere libero. Proin ut dignissim nulla. Morbi nisl neque, hendrerit et ipsum ac, sollicitudin laoreet est. Donec nec est erat. Mauris est dolor, tempus ac varius ut, vehicula ac ante. Cras in tincidunt mauris. Aenean in est nisl. Etiam a mauris sed risus laoreet molestie. Vestibulum faucibus erat sit amet odio cursus fermentum. Mauris et quam ut est tincidunt pulvinar ornare volutpat ipsum. Sed molestie leo vel eros placerat, at convallis enim sollicitudin. Donec sed ultricies orci. Etiam vehicula aliquam felis. Mauris congue consectetur est, ac lobortis dolor pharetra sed. Fusce mauris libero, ornare vel velit in, bibendum blandit tellus. Sed aliquam tellus id velit elementum scelerisque mollis sed elit. Morbi facilisis, arcu quis sollicitudin malesuada, velit libero elementum odio, eu molestie elit risus commodo sem. Vivamus commodo massa lorem, non ornare nibh porttitor ut. Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. In hac habitasse platea dictumst. Morbi commodo id turpis a condimentum. Curabitur blandit sem erat, eget dapibus ligula mollis sit amet. Cras congue venenatis vulputate. Sed hendrerit venenatis tellus, ac elementum diam aliquam ac. Praesent non enim pulvinar, ullamcorper tellus quis, semper erat. Nunc scelerisque, nulla ac rutrum fringilla, justo libero condimentum tellus, nec tristique erat arcu a nulla. Sed congue aliquam turpis, vitae accumsan nisl tincidunt eu. Pellentesque in odio ut metus viverra elementum vel a est. Fusce id turpis purus.
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse mattis blandit justo, at aliquam ante semper luctus. Quisque eget magna ac urna tempus feugiat. Ut id nunc id ante ultricies mollis. Nunc dignissim nisi vel lacus imperdiet sagittis. Cras id quam ante. Vestibulum eu posuere libero. Proin ut dignissim nulla. Morbi nisl neque, hendrerit et ipsum ac, sollicitudin laoreet est. Donec nec est erat. Mauris est dolor, tempus ac varius ut, vehicula ac ante. Cras in tincidunt mauris. Aenean in est nisl. Etiam a mauris sed risus laoreet molestie. Vestibulum faucibus erat sit amet odio cursus fermentum. Mauris et quam ut est tincidunt pulvinar ornare volutpat ipsum. Sed molestie leo vel eros placerat, at convallis enim sollicitudin. Donec sed ultricies orci. Etiam vehicula aliquam felis. Mauris congue consectetur est, ac lobortis dolor pharetra sed. Fusce mauris libero, ornare vel velit in, bibendum blandit tellus. Sed aliquam tellus id velit elementum scelerisque mollis sed elit. Morbi facilisis, arcu quis sollicitudin malesuada, velit libero elementum odio, eu molestie elit risus commodo sem. Vivamus commodo massa lorem, non ornare nibh porttitor ut. Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. In hac habitasse platea dictumst. Morbi commodo id turpis a condimentum. Curabitur blandit sem erat, eget dapibus ligula mollis sit amet. Cras congue venenatis vulputate. Sed hendrerit venenatis tellus, ac elementum diam aliquam ac. Praesent non enim pulvinar, ullamcorper tellus quis, semper erat. Nunc scelerisque, nulla ac rutrum fringilla, justo libero condimentum tellus, nec tristique erat arcu a nulla. Sed congue aliquam turpis, vitae accumsan nisl tincidunt eu. Pellentesque in odio ut metus viverra elementum vel a est. Fusce id turpis purus.
Cabron 2
PREMIO
PREMIO
PREMIO
PREMIO
PREMIO
lalala
Aquí contenido de la pestaña 5

It seems that the night will become interesting || E. William

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

It seems that the night will become interesting || E. William

Mensaje por Invitado el Lun Mar 18, 2013 12:55 pm

Los días pasaban demasiado rápido, y Margarett ya estaba cansada de la misma rutina; odiaba tener que hacer lo mismo todos los días, y aquel decidió que iba ser diferente. Por la mañana faltó a clase, estaba claro que eso no estaba entre los planes que había propuesto con anterioridad, pero la daba igual, lo único de lo que tenía ganas era de relajarse. Sabía que tendría que justificar la falta, pero en ese momento no pensó en nada más hasta que se metió en el coche y condujo hasta el centro de la ciudad. No se molestó en llamar a su madre para avisarla de que no iría a verla como hacía todos los viernes, así que cuando miró el móvil vio que la había llamado más de tres veces. Con un suspiro marcó los números y la mandó un mensaje, diciéndola que no se preocupara, que estaba demasiado ocupada, pero que la llamaría cuando estuviese un poco más libre.

Cuando se dejó caer por el campus era poco más de las nueve de la tarde, así que aprovechó para pasarse por su habitación, y comer algo. Una pieza de fruta, quizá. Aquel día no había hecho ejercicio, así que antes de ponerse hacer los deberes de ese día, se cambió de ropa. Se puso unos pantalones cortos ajustados, un top a juego, y se calzó las zapatillas de deporte, y se encaminó hasta el gimnasio. Tuvo que volver por el pasillo para coger una chaqueta, ya que hacía bastante frío hasta llegar hasta su destino. Dio gracias de que todo estaba vació, ya que las once no era una hora muy común para que nadie estuviese haciendo ejercicio, ya que estaría de fiesta al ser viernes por la noche, o simplemente metidos en algún sitio.

Cerró la puerta tras de sí, y encendió el equipo de música, mientras dejaba la chaqueta encima de uno de los bancos, y se preparaba para aquella noche entretenida. Se agarró el pelo en una coleta alta, y empezó a estirar, ya que no quería lesionarse.


Última edición por Margarett T. Strauss el Miér Mar 20, 2013 5:41 am, editado 1 vez

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: It seems that the night will become interesting || E. William

Mensaje por Invitado el Mar Mar 19, 2013 11:39 am

Tres horas de sueño. Solamente tres horas había podido dormir. Ettiene St.Claire era un cadáver.

Se tambaleó al salir del aula e ignoró a sus amigos, agitando torpemente una mano para indicar que iría a tomar una siesta en lugar de i r a almorzar, con el resto de sus amigos. Se había quedado hasta tarde realizando algunos trabajos y buscando nuevas maneras de ayudar en Soyuz Vechny. El chico estaba emocionado a causa de la pronta ‘’salida de campo’’ de la universidad, donde la logia intervendría. Pero tan emocionado estaba que no se dio cuenta de la hora y que había dejado varias de sus tareas incompletas. Cuatro hojas completas. ¿Por qué diablos siempre dejaba todo para última hora? Vagancia, costumbre, falta de ganas para hacerla en otro momento. Todas buenas razones pero ninguna que lo salve de hacer las tareas. Había estado haciendo los deberes hasta las tantas de la mañana sólo para descubrir que su cuerpo se negaba a descansar. ¿No querías seguir despierto?, parecía decir. Bien, ahí tienes. Y toda la clase de psicología no era más que un borrón. Cada vez que intentaba dormirse, uno de sus compañeros poco compasivos le daba un codazo. El profesor no había pillado jamás a alguien durmiéndose en clases, principalmente porque parecía aburrirle el sonido de su propia voz, pero supuso que era una venganza satisfactoria por todas esas veces en que él había hecho lo mismo.

Aún así, pensó enfurruñado. Qué amigos. Bostezó ruidosamente y se frotó un ojo. No estaba mirando por donde iba, lo que era probablemente la razón de por qué cuando las escaleras aparecieron estuvo a punto de caerse. Después de haber estado casi un año en el lugar y con su gran memoria aún así casi se pierde camino a su fraternidad. Ignoro completamente a cualquier persona que se chocaba por el camino, e incluso a los que lo saludaban. Necesitaba urgentemente una siesta. Sus pensamientos en su cabeza comenzaban a delirar por la falta de descanso. Se encontraba por momentos evaluando la posibilidad de dormirse en pleno campus; una siesta en el pasto no estaría nada mal.

Al llegar a la fraternidad se dirigió directamente a su habitación no aguanto y se tiro sobre la cama sin siquiera esforzarse en desvestirse o acomodar sus cosas. Sus cosas quedaron tiradas por todo el piso, algo extraño en Will ya que es un fanático del orden pero esta vez el sueño lo había vencido. Despertó cuando ya casi estaba anocheciendo, frotándose los ojos tomo su celular que brillaba en la mesa junto a la cama. Era un mensaje de su hermana mayor, Ariel, preguntándole donde estaba que no lo había visto durante todo el día. Tecleo vagamente una respuesta que dejaría contenta a su hermana y se levanto de la cama. Al darse cuenta del desorden, enseguida se puso a ordenar su habitación. Miro el reloj aun faltaban varios horas para la próxima fiesta por lo que se desvistió, se ducho y volvió a cambiarse. Tal vez una pequeña visita a su hermana para tranquilizarla sea lo que necesite para matar el tiempo.
Mientras se dirigía a la fraternidad de su hermana, a lo lejos vio una figura femenina demasiado conocida. Maggie. Su buena amiga, aunque muchas veces era mas que una buena amiga; pero el gran Will jamás admitiría que se acostaba mas de una vez con una misma mujer. Sin pensárselo dos veces la siguió hasta al gimnasio. Se quedo apoyado en la puerta viéndola, sin hacer ruido para que la chica no lo note. El silencio poco le duro, porque poco fue lo que aguanto al ver el estiramiento de la chica- deberían cancelar los viernes de cine… hay mejores funciones en el gimnasio- dijo el chico con un tono burlón mientras sonreía.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: It seems that the night will become interesting || E. William

Mensaje por Invitado el Miér Mar 20, 2013 6:03 am

Las noches en vela la habían producido un terrible dolor de cabeza, sabía que cuando salía tenía que controlar un poco más sus acciones, pero con Margarett eso era casi imposible. El mensaje de Kathia, una de sus amigas, la sacó de su ensoñación cuando todavía estaba enfrente del espejo, pensando que ponerse. No tuvo nada más que darle a aquel mensaje en el contestador cuando la chillona voz de la chica sonó por la habitación, como si hiciese eco. Estaba bastante enfadada, y aunque no se lo creyera, la rubia sabía que tenía todo el derecho del mundo a estarlo, pero no la contestó, solamente dejó caer el móvil sobre la cama en un intento de que el mundo entero la dejara en paz. Todavía la sabía la boca a ron, y aquella estúpida bebida que uno de sus amigos la había dado a probar. No tardó en dirigirse hasta el baño, necesitaba lavarse los dientes, y darse una buena ducha, quizá así se despejaría un poco más. Se había perdido las clases de ese día, las compras la habían llevado de un lado a otro, causando que todo el mundo que no la había visto la llamara, y preguntaran que tal estaba después del desfase de la noche anterior.

Cuando decidió ir al gimnasio, supo que sus músculos no estarían para esos trotes, sobretodo al encontrarse fríos, debido al clima y a los dos o tres días que no hacía nada que significase pisar aquel territorio. Estornudó al pasar por un lado del jardín, todavía no sabía que era lo que le hacía estornudar cada vez que pasaba por ahí, quizá alguna flor, porque su madre la repetía una y otra vez que no tenía nada que ver con alguna alergía. Por más que Maggie intentaba llevarse bien con su madre las cosas iban cada vez peor, la relación entre ambas dependía de un hilo, y aunque su hermana no quisiera enterarse de eso, era hora de darse cuenta de que las cosas no eran color de rosa. Iba distraída, y no pudo ver lo que venía por delante. Fue así cuando se golpeó el hombro con uno de los profesores, haciendo que se le cayera todo al suelo. Seguramente si se hubiese tratado de otro alumno, la hubiera caído una charla, pero a la rubia... bueno, se podía decir que usaba sus encantos de mujer cuando era necesario.

Su móvil vibró al mismo tiempo que ella empujaba la enorme puerta para abrirla, con mucho esfuerzo, y lo sacó pocos segundos después. Había una fiesta. Daba igual el dónde, y el por qué, solo importaba que había una fiesta. Se pasó una mano por el flequillo, quitándoselo de la cara, y pensando por un momento en cambiar aquellas zapatillas, por unos tacones de vértigo, y esa ropa tan elástica y deportiva por un vestido ajustado. Pero no, no tenía el cuerpo para beber más, y debía de hacer algo de tarea que se le había quedado atrasada. Era raro que Margarett Strauss no estuviera en una fiesta, pero bueno... quizá luego cambaba de opinión y se presentaba allí. No se molestó en mirar más el teléfono, lo puso en silencio y lo metió al fondo de su bolsa de deporte; la música resonaba contra las paredes y el aire acondicionado la hacía estremecerse, seguramente no era su plan perfecto para una noche de viernes, pero bueno, cosas peores se habían visto.

Con el último estiramiento se encontró mejor, más en forma, y es que odiaba tener que dejar de hacer ejercicio, pero con la cantidad de cosas de su lista, y las que se iban añadiendo era casi imposible sacar más tiempo. Una voz la sacó de sus pensamientos, e hizo que pegara un pequeño brinco a causa de la sorpresa. Will. Era un buen amigo, aunque podía asegurar que era un mejor amante. Se enfadaba constantemente con él por esas cosas que hacía, cuando estaban solos era como si nada más importara, pero cuando estaban con la gente... dios, no lo soportaba. No es que sintiera por él más que un amor de amigos, un cariño, e incluso esa atracción que era más que evidente, pero la molestaba. - ¿Espiándome, St.Claire? - preguntó con una sonrisa - Pensaba que tú tenías más clase.. - susurró, pero é lo habría escuchado, seguro. De haber sido otro día, se habría acercado a saludarlo, pero estaba enfadada después de lo que había hecho el día anterior. No la había mirado, ni siquiera un poco, cuando se encontraba en el patio, con esos raros amigos que tenía.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: It seems that the night will become interesting || E. William

Mensaje por Invitado el Vie Mar 22, 2013 12:23 am

Ettiene era un chico complicado, el mismo sabía ello. Aparentaba ser de una manera pero la realidad era muy diferente. Solía fingir tranquilamente ser el chico más bueno del mundo, pero dentro de él se escondía un sádico racista que creía debía exterminarse como insectos a las personas inferiores. Si, era un chico complicado. Como el solía decir todo en su vida se basa en las apariencias. Incluso mientras fingía debía cuidarse de las apariencias. Como era un Dusha tenía que fingir no soportaba a los Bogemik pero la verdad era que el chico era bastante bueno con la música. Delante de sus padres y hermanas fingía que lentamente se recuperaba del dolor por la pérdida de su hermano mellizo; pero la realidad era que no podía superarlo y que cada día el dolor lo consumía dejándole solamente una gran ira contra todo el mundo. Todo era por las apariencias y a base de ellas se rige esta vida. Era simple, una vez que lograbas entender eso podías ser el maldito rey del mundo. Así era exactamente como se sentía Ettiene. Eran raras las veces que podía ser el mismo, incluso había cambiado su propio nombre dejando totalmente olvidado su nombre de pila para hacerse llamar por su segundo nombre William. Pocas personas conocían su nombre real, su prima y su hermana, nadie más dentro de la Universidad. Y él era más que feliz de esa manera.
Otra de las cosas en las que fingía era en su relación con Maggie. La verdad era que la quería mucho, como amiga claro… aunque también como amante. Pero era imposible que lo admita delante de sus amigos. El era William St. Claire, él no se acostaba dos veces con la misma chica. Le sobraban las chicas que quisieran meterse en su cama, entonces para que repetir si puedes probar distintos sabores cada vez que quieras. Podía tener a su alcance lo que quisiera entonces para que volver a repetir lo que ya había tenido. Fácil, cuando algo era bueno y realmente le gustaba a Will le gustaba volver a servirse de ello. Pero eso era algo que sus amigos no creían o no aceptan o no creían probable. Para ellos tener una amiga con derechos era idiota, ya que te podías acostar con quien te diera la gana y no necesitabas estar dos veces con la misma persona. Pero vamos, cuando uno tiene un sexo como el de Maggie y Will era casi normal que eso se repita varias veces. Cosa que pasaba, pero claro Will no lo comentaba; es más el chico se desentendía totalmente de Maggie cada vez que había mas personas dentro de la habitación. Su hermana mayor solía decirle que lo que hacía era de cretino y el día que quiera a alguien realmente, esta lo iba a tratar de la misma manera que él trata a las chicas. Pero eso era poco probable, ya que en primer lugar pocas personas se resisten a Will y en segundo lugar el castaño solo se quería a sí mismo y a su familia. Con los demás podía sentir una especie de cariño pero ¿amor? Eso jamás, no estaba dentro de la cabeza de William, esa palabra no existía en su diccionario. La gente que lo conocía lo sabía, aunque a muchos le costara aceptar ello.
Al ver que la chica no se acerco a saludarlo enseguida noto que estaba enfadada con él. No hacía falta ser un genio del comportamiento humano, aunque lo era, para saber que la chica estaba un poco ofendida con su amigo. Pero que podía hacer el castaño, ni siquiera sabía realmente porque estaba enojada la chica. Ella estaba consciente de cómo era Will, después de todo era normal que el chico la tratase como una reina si estaban solos y como una pared si había mas personas. Ella lo sabía, y a pesar de que eso ocasionaba algunas peleas el joven no iba a cambiar. Suspiro pesadamente y le regalo a la chica una media sonrisa que derretiría a cualquiera- Tengo mucha más clase pero con el espectáculo no pude contenerme- le dijo de manera picara mientras se acercaba un poco a la chica.- ahora señorita Strauss quiere contarme que la trae tan enojada con este humilde servidor- le dijo con una sonrisa mientras hacia una ridícula reverencia al referirse a sí mismo como un servidor. Siempre tan irónico y siempre fingiendo ser tan inocente. El típico Ettiene en todo su esplendor.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: It seems that the night will become interesting || E. William

Mensaje por Invitado el Dom Mar 24, 2013 2:59 pm

Conocía a William desde prácticamente el día que había llegado, pero tardó un poco más en darse cuenta de que era un chico demasiado complicado. La verdad es que la rubia se asemejaba bastante a lo que era el muchacho, ya que tenían caracteres más o menos parecidos, y aunque habían empezado con buen pie, los piques siempre estaban a la vista. Desde el primer momento se habían dado cuenta de que podrían ser buenos amigos, tanto que Maggie le había contado sus cosas, al igual que pensaba que él había sido sincero con ella; las cosas eran mucho más dificiles en la cabeza de la rubia ya que no entendía porque el chico se podía hacer de las suyas cuando estaba acompañado, pero que luego le habría su cama para que pasasen las noches juntos. Todo era solamente sexo, ella lo sabía, pero le gustaba tener un buen trato por parte del que era su mejor amigo, daba igual que se acostaran o no, pero desde el momento en que las noches de sexo entre ellos se habían hecho mucho más habituales todo parecía haber cambiado. La mandaba mensajes, la llamaba, todas esas cosas que hacen los amigos, pero cuando estaba delante de gente se encargaba de tratarla como a una amiga más, algo que Strauss, odiaba. A veces parecía como si no le conociera, como si fuera otra persona... pero cuando esta con ella... es totalmente diferente, algo que no consigue entender.

Negar que había algo entre ellos era una tontería, porque no se trataba de amor, o por lo menos no de amor que se tiene una pareja de novios que han empezado a salir, no, no era así, si no simplemente un amor más de amigos, pero sin quitarle esa tensión sexual que había entre ambos. Maggie se encargaría de defenderlo si era preciso, si alguna de sus amigas hablaba mal de él ella saltaba sin dudarlo, porque eran amigos, porque era una de las pocas personas en la que podía confiar, entonces cuando se volvía un completo estúpido la cosa cambiaba, y demasiado. Era un egocéntrico cuando tenía que serlo, ella también lo era, estar más de una vez con la misma persona era muy dificil de asimilar y menos si no querías que te pusieran una etiqueta, pero la rubia pensaba que él estaba por encima de todo eso. Claro que ninguna de esas personas sabía lo bueno que era el sexo con Will, o bueno quizá las miles de mujeres con las que se había acostado, pero a ella le daba igual, no era celosa, aunque de vez en cuando le soltaba algún comentario de novia enfadada, pero eran bromas que ellos tenían. Por eso ella intentaba lo menos posible encontrarse con el chico en horario de clases, porque casi siempre él la buscaba en sitios insospechados, donde nadie pudiera verlos, como si su relación fuese prohibida. Sí, aquello la excitaba, no podía decir que no, pero la molestaba el sentimiento de amiga, no el de amante.

Aunque intentaba odiarlo la mayoría del tiempo, cuando se encontraba a su lado no podía hacerlo, porque el sentimiento volvía a crecer, no le veía como a un desconocido, ni tampoco como a un novio, solamente como a un amigo al que quería. Cuando él se acercó un poco más, ella se encargó de volver a poner un paso de lejanía, y se sentó en el sillín de una de las bicicletas, esperando, mientras se cruzaba de piernas. - Entonces tendré que tener cuidado, no vaya a ser que le de por espiarme mientras me ducho - contestó mientras le miraba. Aquellos comentarios era lo normal en ellos, esos coqueteos, esos piques, todo era normal en esa relación extraña que llevaban. Su sonrisa la podía, estaba claro que derretía a cualquier chica, y él lo sabía. - Sabes que odio que te comportes como un idiota - dijo apoyándose en la pared que tenía detrás. Dio gracias que estuviese esa bicicleta al lado de la pared, aunque en ese mismo momento supo que él si quería... la había acorralado.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: It seems that the night will become interesting || E. William

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.