Prologo



Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse mattis blandit justo, at aliquam ante semper luctus. Quisque eget magna ac urna tempus feugiat. Ut id nunc id ante ultricies mollis. Nunc dignissim nisi vel lacus imperdiet sagittis. Cras id quam ante. Vestibulum eu posuere libero. Proin ut dignissim nulla. Morbi nisl neque, hendrerit et ipsum ac, sollicitudin laoreet est. Donec nec est erat. Mauris est dolor, tempus ac varius ut, vehicula ac ante. Cras in tincidunt mauris. Aenean in est nisl. Etiam a mauris sed risus laoreet molestie. Vestibulum faucibus erat sit amet odio cursus fermentum. Mauris et quam ut est tincidunt pulvinar ornare volutpat ipsum. Sed molestie leo vel eros placerat, at convallis enim sollicitudin. Donec sed ultricies orci.



Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Reencuentro ║ Adam
Miér Jun 19, 2013 12:47 am por Amanda L. Dawson

» Stay for a while [ Svetlana ]
Lun Jun 10, 2013 2:39 pm por Lovisa Hellberg

» #Registro de PB
Dom Jun 09, 2013 4:22 pm por Liam Lébedev

» #Registro de Identidad
Dom Jun 09, 2013 4:19 pm por Liam Lébedev

» #Registro de Facultad y Carrera
Dom Jun 09, 2013 4:19 pm por Liam Lébedev

» #Registro de Fraternidad
Dom Jun 09, 2013 4:19 pm por Liam Lébedev

» ¡Pide Rol!
Dom Jun 09, 2013 9:15 am por Kirsten Dürren

» @AMPROCK°
Jue Jun 06, 2013 9:48 pm por Adam Phoenix

» Cerveza gratis [1-1]
Jue Jun 06, 2013 9:40 pm por Adam Phoenix

Administración



NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL

NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL

NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL

NOMBRE NOMBRE
MP △ PERFIL



El tiempo




¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 38 el Vie Oct 28, 2016 11:46 am.
Créditos



Todos los derechos reservados bajo la propiedad de creative commons.
Historia y descripción de grupos a cargo de ALIDEY D. PAIKANOVA.
Skin & gráficos diseñados por LISSET I. PAIKANOVA.
PERSONAJES CANON CREADOS POR SASCHA E. NOLVAK.



Afiliados


Titulo aquí
I
II
III
IV
V
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse mattis blandit justo, at aliquam ante semper luctus. Quisque eget magna ac urna tempus feugiat. Ut id nunc id ante ultricies mollis. Nunc dignissim nisi vel lacus imperdiet sagittis. Cras id quam ante. Vestibulum eu posuere libero. Proin ut dignissim nulla. Morbi nisl neque, hendrerit et ipsum ac, sollicitudin laoreet est. Donec nec est erat. Mauris est dolor, tempus ac varius ut, vehicula ac ante. Cras in tincidunt mauris. Aenean in est nisl. Etiam a mauris sed risus laoreet molestie. Vestibulum faucibus erat sit amet odio cursus fermentum. Mauris et quam ut est tincidunt pulvinar ornare volutpat ipsum. Sed molestie leo vel eros placerat, at convallis enim sollicitudin. Donec sed ultricies orci. Etiam vehicula aliquam felis. Mauris congue consectetur est, ac lobortis dolor pharetra sed. Fusce mauris libero, ornare vel velit in, bibendum blandit tellus. Sed aliquam tellus id velit elementum scelerisque mollis sed elit. Morbi facilisis, arcu quis sollicitudin malesuada, velit libero elementum odio, eu molestie elit risus commodo sem. Vivamus commodo massa lorem, non ornare nibh porttitor ut. Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. In hac habitasse platea dictumst. Morbi commodo id turpis a condimentum. Curabitur blandit sem erat, eget dapibus ligula mollis sit amet. Cras congue venenatis vulputate. Sed hendrerit venenatis tellus, ac elementum diam aliquam ac. Praesent non enim pulvinar, ullamcorper tellus quis, semper erat. Nunc scelerisque, nulla ac rutrum fringilla, justo libero condimentum tellus, nec tristique erat arcu a nulla. Sed congue aliquam turpis, vitae accumsan nisl tincidunt eu. Pellentesque in odio ut metus viverra elementum vel a est. Fusce id turpis purus.
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. Suspendisse mattis blandit justo, at aliquam ante semper luctus. Quisque eget magna ac urna tempus feugiat. Ut id nunc id ante ultricies mollis. Nunc dignissim nisi vel lacus imperdiet sagittis. Cras id quam ante. Vestibulum eu posuere libero. Proin ut dignissim nulla. Morbi nisl neque, hendrerit et ipsum ac, sollicitudin laoreet est. Donec nec est erat. Mauris est dolor, tempus ac varius ut, vehicula ac ante. Cras in tincidunt mauris. Aenean in est nisl. Etiam a mauris sed risus laoreet molestie. Vestibulum faucibus erat sit amet odio cursus fermentum. Mauris et quam ut est tincidunt pulvinar ornare volutpat ipsum. Sed molestie leo vel eros placerat, at convallis enim sollicitudin. Donec sed ultricies orci. Etiam vehicula aliquam felis. Mauris congue consectetur est, ac lobortis dolor pharetra sed. Fusce mauris libero, ornare vel velit in, bibendum blandit tellus. Sed aliquam tellus id velit elementum scelerisque mollis sed elit. Morbi facilisis, arcu quis sollicitudin malesuada, velit libero elementum odio, eu molestie elit risus commodo sem. Vivamus commodo massa lorem, non ornare nibh porttitor ut. Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipiscing elit. In hac habitasse platea dictumst. Morbi commodo id turpis a condimentum. Curabitur blandit sem erat, eget dapibus ligula mollis sit amet. Cras congue venenatis vulputate. Sed hendrerit venenatis tellus, ac elementum diam aliquam ac. Praesent non enim pulvinar, ullamcorper tellus quis, semper erat. Nunc scelerisque, nulla ac rutrum fringilla, justo libero condimentum tellus, nec tristique erat arcu a nulla. Sed congue aliquam turpis, vitae accumsan nisl tincidunt eu. Pellentesque in odio ut metus viverra elementum vel a est. Fusce id turpis purus.
Cabron 2
PREMIO
PREMIO
PREMIO
PREMIO
PREMIO
lalala
Aquí contenido de la pestaña 5

Animal I have become. {Cara de monja}

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Animal I have become. {Cara de monja}

Mensaje por Skyler Geblür el Dom Mar 24, 2013 11:31 pm

Skyler se encontraba esa tarde sentada en el piso fresco, refugiada sola en los pasillos menos concurridos de su facultad, jugueteando con un frasco de píldoras. Lo arrojaba contra la puerta frente a ella, y el pequeño envase naranja rodaba y volvía a sus manos, casi como si fuera un imán. Usualmente la alemana, no se negaba a tomar sus medicinas, pero a diferencia de todos los días, esa fecha en específico se le tornaba lúgubre y molesta. El calendario marcaba el veinticuatro de marzo, y, por mucho que intentara ignorarla, y poner su faceta de me importa todo una mierda, sus sentimientos no le obedecían como quería.

Finalmente, luego de una discusión interna, tomó una de sus medicinas y guardó el bote en su mochila, antes de tomar su cuaderno y ponerse a escribir lo que tenía adentro clamando por salir.

“24 de marzo 2013, a casi unos 5 años del exilio a la Siberia. Es decir, a la universidad. ¿Hay alguna diferencia, a fin de cuentas? Yo no la distingo, verdaderamente. ¿Qué no es Siberia adonde te envían para morir? Y, en mi experiencia...La universidad no es tan distinta. Creo que la edad promedio de los alumnos es de 20... Cada uno con expectativas de vida ¿de 85…? A mí me suena correcto. Gracias, mamá; Gracias por comprarme un pasaje de ida al infierno para los moribundos. Digo… A donde encontraría mi vocación. Sabía que iba a ser una tortura china para mi y midnight cuando acepté venir. ¿Y al final a alguien le importó, de todos modos? A nadie. En realidad, quizá la universidad sí sea el lugar perfecto para mí. De hecho, sigo teniendo la misma idea que tuve apenas bajé del autobús esa vez. Simplemente ir al muelle y saltar y así acabar con todo. Adiós, mundo. Adiós, Moscú. La verdad es que, si yo no estuviera presente... Los problemas de todos se resolverían, verdaderamente. Melanie podría concentrarse realmente en salvar su decimocuarto, ¿o es el decimoquinto?, matrimonio. Y mi hermano, podría pasar toda su vida...Haciendo esas cosas que hace con vidriecitos de colores. Y el tío finalmente podría terminar de arreglar ese barco suyo. Sí, a la esposa definitivamente no le importaría si yo no estuviera aquí. Juro que tiene serios problemas de ansiedad. Quizá deba darle mis píldoras. Eso es lo que debería hacer. Solo facilitarles las cosas a todos. Si no estuviera aquí, sus vidas serían mejores. Sólo hay una persona a quien quizá podría importarle...pero papá ya no está presente desde que eligió mostrarle a su cerebro la parte de afuera de su cabeza. En fin… Feliz cumpleaños Markus; Feliz cumpleaños padre.”


Una vez que se desahogó, se levantó, puso su cara de bitch , y arrojó el cuaderno dentro de su mochila, escondiéndolo entre los libros, antes de ponerse en marcha. Bajó a los corredores atestados de estudiantes, hasta que notó una cabellera roja que se acercaba. Un rojo casi tan intenso como el suyo mismo.- Verdammter Hurenbock Maldita monja…- Giró sobre sus talones y solo esperó haber sido lo suficientemente rápida como para que la mocosa no la haya visto.
avatar
Skyler Geblür

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 22/03/2013
Edad : 28
Localización : Probablemente en la calle Stari Arbat.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Animal I have become. {Cara de monja}

Mensaje por Elena K. Melkumyants el Vie Mar 29, 2013 12:59 am

Puede que en el momento en que estudio más que el resto todos se rían de mi, llamándome ‘rara’ ‘nerd’ o ‘fenómeno’ pero ahora, en el momento en que tengo libre estos tres días por haberme eximido de la mayoría de los exámenes, muchos de ellos quisieran ser yo. Tampoco es que me llamaran extraña con rencor, me llevaba bien con la mayoría de mis compañeros de clase, y todos me pedían consejos sentimentales la mayoría de las veces, pero a cualquiera se le haría raro una chica de mi edad estudiando con tantas ganas. En lo que a mi respecta, siempre he pensado que el problema de nuestra generación es que no sabe distribuir bien s tiempo: yo salgo a tantas fiestas como ellos, la diferencia está en que cuando tengo que estudiar, estudio bien, lo que no le he podido inculcar a mis muchos amigos por más que he tratado.

El caso es que tengo estos días para descansar, sin ninguna obligación y, como todos mis amigos han tenido que dar exámenes, me encuentro algo solitaria. Pensé en aprovechar de visitar a la familia, pero sería desaprovechar un viaje pues luego tendría que volver el fin de semana, así que al final decidí simplemente recluirme en mi habitación de la Universidad. Mi abundante energía me impidió quedarme allí por demasiado tiempo, así que apenas terminó la primera hora de clases ya me encontraba camino al campus, a buscar a mis amigos para preguntarles que tal los exámenes. Con un poco de suerte alguno tendría el resto del día libre y podríamos ir a comer algo o hacer planes para la tarde ¿Qué soy yo sin planes de algo que hacer? El tiempo sin nada programado es para mi un desperdicio demasiado grande ¡cuántas cosas serían distintas si cada uno se empeñara en hacer algunas cosas en su tiempo libre!; De todas maneras si ninguno está disponible iré al centro a ver si puedo ayudar con alguna actividad de Greenpeace hoy, quizás repartir folletos o algo por el estilo; la última campaña salió bastante bien, y juntamos la suficientes firmas como para elevar una solicitud de ley ¿Estaría hoy Harry dirigiendo la agenda? Porque ese muchacho siempre se empeña en realizar actividades que tengan que ver con vender comida para recaudar fondos monetarios, comida que siempre termina por ingerir él antes de que alguien pueda detenerlo. Esbozo una sonrisa. Me agrada Harry.

Como siempre, ante cualquier mínimo espacio vacío de tiempo, mi mente había comenzado a alejarse cada vez más del pensamiento inicial, indagando en tantos temas como me fuera posible, sin embargo siempre me había gustado eso, pues me mantenía activa. Tan inmersa estaba en mi mundo que dí un pequeño salto en mi lugar cuando escuché el timbre sonar: se había terminado el primer periodo. Sacudí la cabeza para despejarme del todo y alcé el rostro, preparándome para interceptar a alguno de mis amigos, pero todo lo que vi fueron personas y más personas que pasaban a mi lado con prisa, listos para su siguiente clase; muchos de ellos me saludaban, a lo que yo respondía con una sonrisa. En eso estaba cuando divisé a la pelirroja a los lejos. Una sonrisa de oreja a oreja se formó en mi rostro: al parecer ya tenía planes. Me encantaba abrazarla y molestarla, porque sabía cuánto le fastidiaba eso; Skyler era el tipo de chica que se metía con todo el mundo y a esas personas les hace falta que de vez en cuando alguien se meta con ellas, aunque no sea en la forma agresiva que ella lo hace, de hecho, eso les jode más.

Sin pensarlo me abrí paso entre la gente y me lancé a abrazarla por la espalda, dándole un sonoros beso en la mejilla.- ¡Amiga Sky! .- las pocas veces que había cruzado una que otra palabra con ella, casi me había matado al llamarla así, recuerdo que me sacó una nueva sonrisa de los labios. Me quedé mirándola expectante, y con una expresión (imagino irritante para ella) de alegría.




avatar
Elena K. Melkumyants

Mensajes : 45
Fecha de inscripción : 22/03/2013
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Animal I have become. {Cara de monja}

Mensaje por Skyler Geblür el Sáb Abr 13, 2013 1:18 am

Solo sigue caminando, sigue caminando, sigue caminando, se repetía la alemana en su mente como si fuese un mantra a seguir, deseando verdaderamente, que Elena no la haya visto, que no tuviera tiempo, o cualquier excusa factible para no poder pegársele como lapa como solía hacer la muy maldita, cada vez que Skyler tenía la mala fortuna de cruzársele en su camino. El problema de todo, radicaba en que parecía que esa clase de gente se reproducía a cada segundo, y no solo tenía que cuidarse de ella sino de los dobles hippies roñosos. ¡PUTA MADRE! Rodó los ojos al oír su fastidiosa voz, que se le hizo tan encantadora como el chirriar de uñas contra una pizarra o el crujir del cristal en una noche turbulenta. Se sacudió con fuerza pasa sacarse a la pelirroja de encima y luego de que la tuvo a unos dos o tres pasos de distancia, la fulminó con la mirada, limpiándose enérgicamente la mejilla como si la chiquilla le hubiera transmitido el virus ébola con ese pequeño contacto. Es que ¿por qué siempre tenía que estar tan sonriente, chispeante y feliz? AG ¿es que nunca se cansaba? A veces le recordaba a un maldito perro chihuahua, ladrando, ladrando y correteando de lado a otro. Por eso odiaba a los chihuahuas. Y que casualidad, a Melkumyants también.

Dio un paso atrás, mirando a la chica con fastidio, y luego a su alrededor esperando que nadie haya visto la estúpida escena. No fuera a ser que todavía se creyeran lo que la cara de monja gritaba a cuatro vientos: Amiga Sky. Se había pasado horas diciéndole que ella no era su maldita amiga. Se había pasado días dándole amenazas de problemas inminentes si no dejaba de fastidiar. Se había aprendido su número solo para mandarle amenazas de muerte para que la dejara tranquila. Pero la muy maldita seguía prendida a ella como si fueran hermanas siamesas o algo por el estilo. – Deja de decir eso, porque te juro mocosa, que me colaré en tu habitación y te asfixiaré con mis propias manos. - Le dijo entre dientes, casi gruñendo, en un tono de voz tan letal como podría llegar a ser un cuchillo en la yugular. Y todo eso mientras la otra le sonreía como si fuera un ciego que ve por primera vez la luz del sol. AAAG.

Luego de eso, se acomodó el cabello, la mochila que llevaba colgada solo de un hombro y comenzó a caminar sin mirar atrás, sabiendo que hiciera lo que hiciera, la condenada rusa la seguiría como un cachorro perdido. Odiaba a Elena. Odiaba a todos esos chiquillos que se interponían en su camino. Odiaba sus malditas clases. Odiaba a cada uno de sus profesores, que la veían con pena y un deje de lástima, como si cargara con un cartel con su fecha de expiración en la frente. Pero principalmente se odiaba a ella misma. Se dio cuenta en ese segundo, que además de estar molesta, se estaba haciendo daño inconscientemente. Aflojó la fuerza, que sin saber, iba a su mano izquierda, y soltó un graznido al notar que se había clavado las uñas en la palma. Suspiró, embelesada con el pequeño dolor que le produjo y como masoquista que es, disfrutó al cien por ciento el escalofrió que hizo que se erizara su blanquecina piel. Volvió a bufar y siguió su camino hasta llegar a las escaleras. Sonrió como el gato de Chesire y miró a la pelirroja.-Después de ti, amiga- Dijo, haciéndole un gesto con la mano, y una especie de reverencia. –Ten cuidado además, no vaya a ser que tropieces y te rompas una pierna…- Le avisó, sin sacar su sonrisa mientras la miraba de lado, delineando su cuerpo con los ojos y en respuesta lamiendo su labio inferior.
avatar
Skyler Geblür

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 22/03/2013
Edad : 28
Localización : Probablemente en la calle Stari Arbat.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Animal I have become. {Cara de monja}

Mensaje por Elena K. Melkumyants el Sáb Mayo 04, 2013 12:28 am

No sé muy bien cuál es la verdadera razón por la que me gusta fastidiar tanto a Skyler, porque a mi no me gusta molestar a la gente, sino más bien ayudarlas a estar bien y ser felices; con la alemana era tan distinto… En el fondo es verdad que la quiero mucho ¿A quién no quiero yo? A mis ojos no es más que una muchacha que está convencida de ser autosuficiente y no necesitar de las relaciones humanas (cosa totalmente errada) así que, ser tan cariñosa con ella era, aunque la molestase enormemente, una buena manera de ayudarla. Y bueno, hay que admitir también que me divierte ser testigo (y causante) de una Skyler fastidiada ¡No puedo tener intenciones buenas todo el tiempo! Aparte de eso estoy convencida de que, eventualmente, la convenceré de ser mi amiga más allá de las bromas; sería una relación muy…interesante, cuando menos.

Cuando me sacó de su encima y se limpió la mejilla de esa forma, tuve que morderme la parte interior de la mejilla para contener una risa; en vez de burlarme de su ridícula actitud, solo la seguí observando, con los ojos bien abiertos y una sonrisa de oreja a oreja. Sabía bien que el prototipo que la alemana tenía de mi era más o menos el de una encarnación moderna de Heidi, y yo lo exageraba aún más cerca de ella, así que, cuando volví a acercármele lo hice dando saltitos mientras movía mis manos de lado a lado con entusiasmo… Sí, Heidi entre las praderas en persona. Y ella seguía dándome amenazas de muerte. La mayoría del tiempo, cuando leía cosas como esas en mi móvil, me lo imitaba a sonreírle a la pantalla y seguir con lo mío, para mi esos textos significaban una sola cosa: Skyler pensaba en mi. Ese era el primer paso para comenzar una amistad. Ahora, cuando advierte que atentará contra mi vida en vivo y en directo actúo exactamente igual: pongo la mejor y la más encantadora de mis sonrisas y estampo un nuevo beso en su mejilla.- Que cosas tan adorables me dices.- le digo con una expresión de ilusión, como si acabase de mencionar que va a regalar un ramo de flores en mi próximo cumpleaños. En el fondo Skyler no me daba miedo. No la creía capaz de asfixiarme verdaderamente, porque sospecho que, en algún lugar (quizás demasiado profundo) de su ser, siente algo de afecto por mi. Confiemos en que sí o estoy perdida.

A pesar de que mis instintos (los instintos de cualquiera que no sea un suicida, creo yo) me advertían que lo mejor que podía hacer era alejarme de la pelirroja, lo único que hice cuando ella dio la vuelta fue tomar con más fuerza mis libros entre las manos y seguirla a paso rápido ¿A dónde podría querer ir con tantas ganas? Entonces recordé algo que había visto en una feria el otro día, algo que parecía gritar ‘Para tu amiga Skyler’; desde entonces lo había estado llevando conmigo a la espera de cruzarme con Sky en algún pasillo, pues sabía que esa era mi única posibilidad de mantener una ‘conversación’ (aunque no se le podía llamar así en realidad al hecho de que yo insistiera en ser amable sin respuestas positivas de su parte) con ella. Ahora busqué aquel obsequio tan peculiar en mi mochila y sonreí al encontrarlo en el fondo de esta. Seguí a Skyler hasta el borde de la escalera y solo sonreí mientras ella usaba ese tono amenazador conmigo.

En vez de bajar primero como ella lo había sugerido tan amablemente, yo tomé su mano derecha sin preguntar y antes de que pudiera decir nada, le había encajado una pulsera que rezaba ‘Amigas por siempre’; acto seguido, le sonreí, besé su mejilla, y sin soltar su mano comencé a bajar las escaleras a saltitos, de dos en dos, bien afirmada a su brazo, porque tonta no era: ahora si ella quería empujarme tendría que caer conmigo.- Espero que te haya gustado el brazalete, luego podemos hacer una camiseta con una foto de ambas juntas ¿Qué te parece? .- apenas dije ese comentario tuve que morderme la lengua para no soltar una carcajada frente a ella. Mi racionalidad me dictó que me soltara y recorriera sola y corriendo los últimos tres escalones antes de que ella me matara y eso hice. Luego me quedé en el pasillo mirándola al más puro estilo del gato con botas.- Ven, Sky, ¿te parece si vamos a tomar algo?




avatar
Elena K. Melkumyants

Mensajes : 45
Fecha de inscripción : 22/03/2013
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Animal I have become. {Cara de monja}

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.